Brut Nature

Elaborada sin adición de azúcar, nuestra cuvée Brut Nature encarna perfectamente el estilo auténtico de nuestros champagnes. Fruto de nuestro savoir-faire, este champagne se caracteriza por una gran frescura y una pureza incomparable. Durante la degustación, se revelan delicados y sabrosos sabores frutales tanto en nariz como en boca.

– Vendimia a mano.
– Champagne de ensamblaje por excelencia.
Combina la delicadeza del Chardonnay (65%) con la textura intensa del Pinot Noir (35%), procedentes de las tierras de Champagne.
– Dosificación: brut nature (0g/L): la refinación en su estado puro.

Notas de cata

VISTA

Un hermoso vestido dorado, adornado con reflejos rojizos.

OLFATO

La nariz revela una riqueza aromática, que se distingue por delicadas notas frutales y florales. Los aromas florales, especialmente de jazmín, cautivan los sentidos. Se destacan matices frescos y refinados de cítricos finamente cortados: limón, pomelo.

GUSTO

En boca, la expresión es recta y generosa. Sabores golosos de frutas, a la vez crujientes y jugosos, se revelan. Toques estructurados y especiados intensifican esta cuvée auténtica. Las suaves y finas burbujas realzan la degustación, ofreciendo una boca pura con mucha frescura.

Maridaje

Nuestra cuvée Brut Nature se degusta desde el aperitivo. Sublima las entradas y platos con acentos marinos y yodados: pescados, ostras, cigalas, erizos de mar y camarones rosados. Acompaña perfectamente los platos de la cocina japonesa a base de productos del mar: sushi, sashimi o makizushi.

Premios

– Gilbert @ Gaillard: Medalla de Oro desde 2016.
– Gault & Millau, Guide des Champagnes: Premiado desde 2017.

Nuestros consejos de degustación

Para preservar la calidad de su champagne, se recomienda almacenar las botellas en posición horizontal, preferiblemente en una bodega o una habitación oscura, a una temperatura constante entre 10 y 15 °C. Antes de la degustación, se aconseja colocar las botellas en el refrigerador durante varias horas. El champagne debe servirse frío, con una temperatura de degustación ideal de 8 grados. Esta temperatura permite que los aromas naturales del vino se liberen y se expresen plenamente, sin ser bruscos.